Turquía señala a París por el “genocidio” en Argelia

Fuente: elciudadano | Fecha: 2011-12-24

El primer ministro turco Recep Erdogan acusó ayer a Francia de cometer en el pasado “actos de genocidio” en Argelia, entre 1945 y 1962, como reacción ante la aprobación de la Cámara de Diputados gala de la ley que criminaliza la negación del genocidio armenio por el imperio Otomano durante la Primera Guerra Mundial. Además acusó al presidente francés Nicolas Sarkozy de “fomentar el odio a los musulmanes y los turcos por motivos electorales” y retiró a su embajador en París.

“Francia masacró a un 15 por ciento de la población argelina a partir de 1945”, declaró Erdogan en su dura intervención en una rueda de prensa. “Eso es un genocidio”, aseveró en comentarios recogidos por el diario Hurriyet.

Las críticas del mandatario turco alcanzaron de lleno al propio presidente francés, Sarkozy, sobre quien recordó el pasado legionario de su familia.

“Si Sarkozy desconoce este genocidio, puede preguntar a su padre, Pal Sarkozy, que sirvió en la Legión Francesa en los años 40. Estoy seguro de que tiene muchas cosas que decir a su hijo sobre la masacre francesa en Argelia”, añadió Erdogan.

Francia, como parte de su política colonial en el siglo veinte, ocupó de manera férrea el territorio de Argelia, en el norte de África, entre 1945 y 1962. Dominio para el que no trepidó en la utilización de la tortura contra los independentistas argelinos del Frente de Liberación Nacional (FLN). Los argelinos muertos en ese proceso fueron más de un millón.  La dictadura militar que gobernó por el terror en la Argentina entre 1976 y 1983, utilizó para su política represiva las enseñanzas de varios de los antiguos oficiales del ejército colonial francés.

El origen del actual conflicto entre Francia y Turquía, que ya se preveía, fue que los diputados franceses aprobaron el jueves pasado el proyecto de ley sobre la negación de los genocidios, especialmente el de los armenios en 1915.

Francia reconoce dos genocidios, el de los judíos en la Segunda Guerra Mundial y el de los armenios, pero hasta el momento sólo sancionaba la negación del primero. De acuerdo con la norma, se sancionará la negación de los genocidios con un año de prisión y una multa de hasta 45.000 euros.

Turquía reconoce que unos 500.000 armenios murieron en  combates y durante su deportación –según los armenios fueron un millón y medio–, pero no por una voluntad de exterminarlos.

El proyecto de ley, que en el transcurso de un mes deberá ser tratada por el Senado (de mayoría socialista), se centraba en un principio solamente en el genocidio armenio pero fue ampliado para incluir a todos los reconocidos por la ley.